Blogia
M ä r U

Solitary Girl.... not really...

Siento no saber otorgarle una importancia mayor de la que tiene a determinadas cosas, situaciones, momentos... momentos que probablemente necesiten más atención, más preocupación. Y luego me voy estampando contra las paredes tratando de descifrar puzzles que ya están resueltos, buscandoles piezas anexas a ellas, tratando de continuar el dibujo para que sea mucho más completo, para que sea más comprensible, cuando realmente no hago más que aumentar su complejidad.

Siento ser como soy, siento decir las cosas como las digo, siento ser tan sincera. ¿lo siento? Siento que cuando digo las cosas suenen siempre tan bruscas, solamente busco la mayor expresividad posible, no suelo tener malas intenciones, trato de ser objetiva, sincera, considerada, quizas comprensiva, trato de ser... de ser yo y de ser los demás. Pero mi yo me puede, no puedo controlarlo al cien por cien, no puedo dejar de ser yo, y mis palabras, experiencias, perspectivas, opiniones... tampoco pueden dejar de ser ellas en su base.

La vida ya de por si es muy dificil para complicarla con problemas sociales, con enemigos de por medio, los malentendidos se olvidan, desaparecen si uno quiere. La vida es muy complicada ya de por si para añadirle los aspectos negativos de la amistad. Bah... no lo siento por nada, no siento ser como soy, no siento ser la amiga que soy. No voy a disculparme por mis opiniones y mis gustos y preferencias, tampoco voy a disculparme por mis problemas. Igual que a mi no me preocupa la forma de ser de mis amigos, ni sus gustos ni sus formas de actuar, ni las decisiones que tienen que tomar. Aunque tengan que ver conmigo, porque todo se pasa. Tiempo al tiempo.

Hace mucho tiempo dije que la amistad es el concepto más efímero que conozco, sigo pensándolo. La amistad es algo que descubrí no hace mucho, y simplemente lo dejo ser... no culpo a mis amigos cuando me siento sola, no es culpa suya, eso es culpa mía. Y eso que me siento sola muchas veces, y muchas veces desearía tener a alguien a mi lado que fuera como mis circunstancias lo necesitan. ¿Pero qué...? aunque conociera a toda la poblacion mundial, aunque todos fueran mis amigos, aunque me conocieran mucho y yo a ellos también... a pesar de eso, ¿qué me garantiza que no voy a seguir sintiendome sola? Por eso la amistad es algo que está o no está, y en la amistad yo estoy o no estoy. Cuando no estoy me siento sola, y cuando estoy no tengo porque estar sola porque si yo estoy la amistad tambien esta, si se da uno el otro tambien se da (por cojones). Si no estoy... se corre el peligro de que la amistad tampoco esté. Y claro, para estar de verdad, hace falta saber estar, estar mal significa no estar, lo cual deriva en... ¿soledad verdadera?

Demasiada materia en ese parrafo...

Soy yo la que luego va de foro en foro exponiendo sus problemas de soledad y aislamiento, y de sentirse incomprendida... pero bueno, me satisface comprobar que siempre me echo a mi misma la culpa de esos problemas. Aun asi, no tengo suficiente experiencia, ni un criterio aceptable, como para hablar de la "amistad". O a lo mejor si, porque conozco la cara buena, la cara mala, la cara falsa, la cara verdadera, la cara individualista, la cara colectiva, la cara interesada, la cara sincera, la cara feliz, la cara triste... conozco muchas caras de la amistad, al menos por mi parte. Aun asi, y aunque parezca que no, este no es un tema que me deje buenas vibraciones al hablar de él. Suelo resultar brusca, ofensiva, pasota... pero es que eso no son más que reflejos de que para mi la amistad es un tema tan abstracto y problemático que resulta simple, porque lo dejo ser.

Generalmente odio esas frases de "Ooooh la amistad..." "Un amigo es..."

Porque si realmente me siento sola y no quiero estarlo, no tengo porque tener ningun problema en relacionarme con los demas ni en hacer cosas nuevas y amoldarme a nada, no tengo nada que perder y mucho que ganar. Claro que a veces la soledad es una compañera aparentemente tan facil de tratar que puede llegar a manipularnos a su antojo sin darnos cuenta de que nos está haciendo esclavos de sus problemas, pueden incluso a yegar a gustarnos como perjuicios, podemos llegar a sentirnos atados a ellos por creer que son inherentes a nuestra forma de ser. ¿que no? a mi me ha pasado, y me sigue pasando, para qué negar que a veces dices "me siento sola" para llamar la atención, cuando consigues esa atencion ya no estas tan sola ¿para que entonces seguir hablando de ello? pues sigues hablando de ello, ¿porqué? pues es obvio, porque te sientes atada esa droga... por muy mala que ves que sea.

¿Alguna vez he dicho que me encanta psicoanalizarme? Realmente soy muy comprensible, lo que pasa es que digamos que los hilos son demasiado largos y se cruzan entre ellos, pero al principio de la trenza los colores estan asi bien ordenaditos y bien combinados y queda pesioso. Jejeje.

En conclusión... la amistad será efimera pero existe, solamente hay que aceptarla tal y como es. Y joder, aunque odio hablar de esto... anda que no he tecleado... parece mentira XD.

PD: puede resultar un texto incoherente, es que he empezado a escribir... y ha ido derivando en ese tema,
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres